Chile se abraza en los penales y ya está en semifinales

El bicampeón vive. Respira y sueña. Quiere el tri, pelea por ese tricampeonato de gloria. Y ya está entre los cuatro mejores de la Copa América, después de eliminar a Colombia, el que llegaba como el mejor equipo del torneo. El de marcha perfecta no pudo con el temple de la generación dorada y después de un 0-0 muy peleado, cayó en definición a penales por 5-4. Aránguiz festeja, todo Chile salta con él, en el minuto 16. Y en Colombia, las caras de dolor de Ospina Davinson Sánchez reflejan el momento. De un error de ellos se generó el primer festejo del partido. El supuesto 1-0. Supuesto, porque aunque el árbitro Pitana apuntó hacia el centro del campo, sus colegas del VAR anularon todo por un offside milimétrico de Alexis en el inicio de la jugada. Un cobro digital, eso sí. Correcto, pero imposible para el ojo humano. Colombia no quedó perdiendo, pero sí muy asustada. Su dominio casi unilateral en el primer cuarto de hora cesó. Y Chile, con el gol que no fue todavía en la cabeza, se paró mejor en el Arena Corinthians. El duelo se calentó. Discusiones, bravatas, mucha barrida y reclamos al juez. Un zurdazo de Vidal, a los 41’, fue lo mejor de la Roja antes del descanso. Los cafeteros, sin ninguna realmente clara.

Comentarios

Comentar artículo

Anuncios